viernes, 27 de septiembre de 2013

Siempre sucede cuando la disculpa es sólo tu moneda de cambio .
Podrías haberlo hecho mejor de otra manera .

3 comentarios:

Quijo dijo...

De cualquier otra manera...

Un abrazo!! :)

Anaid Sobel dijo...

Peto lo hiciste como creiste correcto y eso es lo que cuenta.
Rectificar es de sabios.

Besos grises

Ale dijo...

A veces las personas simplemente creen que al pedir una disculpa les da derecho a seguir haciendo lo que quieren. Como si el simple hecho de pronunciar esa palabra borrara todo lo anterior. Y lo haría, si no fuera porque la historia se repite.